testimonial 2

Admin / 05 enero / Comentarios desactivados en testimonial 2 / 271


“Siempre es mejor arrepentirse de algo que hiciste que de algo que no hiciste. Mi hijo, ahora de cuatro años, nació prematuro y tiene una lesión en el cerebro, cuando tenía poco más de un año, entramos en un programa de protocolo en la Universidad de Duke en Carolina del Norte de re-infusión autógena de células madre. Lo más importante fue que teníamos su sangre del cordón umbilical con NECBB.”